“No podíamos creerlo. ¡Los niveles de depresión y ansiedad en niños y adolescentes bajaron en un 80%!”

por | Ago 30, 2022 | Innovation Stories, Limitless Stories

Una historia de impacto Limitless desde Ecuador

¡Hola! Me llamo Darwin Carvallo, soy un joven voluntario de la Cruz Roja Ecuatoriana y uno de los finalistas de la Academia de Innovación Juvenil Limitless. Quiero compartir con ustedes mi experiencia de innovación a través del proyecto RUAH y contarles los resultados y el efecto transformador que tuvo en nuestra comunidad.

RUAH es un proyecto de apoyo psicológico para niños en proceso de duelo que se basa en el enfoque de la desviación positiva. Usamos la experiencia de niños y adolescentes venezolanos refugiados que, habiendo superado el duelo de manera positiva, ayudan a otros en sus procesos de duelo, a través de actividades de relatos personales, dibujo, baile y canto.

Ideas sin límites

El proyecto nació durante la época de confinamiento a raíz de la pandemia de COVID-19, cuando un grupo de psicólogos voluntarios de la Cruz Roja Ecuatoriana se propuso favorecer la recuperación de la salud mental de niños que habían perdido a un familiar a causa de la COVID-19.

La historia del proyecto comienza con una llamada a la línea telefónica de apoyo psicosocial de la Cruz Roja Ecuatoriana de una madre profundamente afectada por la muerte de su hijo de un mes, ahogado con un dulce. La madre se sentía desamparada e incapaz de reaccionar adecuadamente ante los pensamientos suicidas de su otro hijo, que a su vez se sentía culpable por la muerte de su hermano. La familia carecía de recursos suficientes para acceder a un servicio de ayuda especializado.

Numerosos casos similares surgieron durante de la pandemia, sin que existieran intervenciones específicas bajo las modalidades tradicionales de atención de la salud mental por parte de la Sociedad Nacional. Por ese motivo, y gracias a la iniciativa Limitless, la idea de ayudar a estos niños comenzó a cobrar forma, por ejemplo, mediante la incorporación de técnicas y herramientas provenientes de diferentes enfoques.

El proyecto RUAH

La idea del proyecto RUAH gira en torno a un método de trabajo científico denominado desviación positiva, cuyos resultados han sido comprobados sobre el terreno, que ha sido utilizado por las principales organizaciones internacionales de protección infantil, entre otras, Save the Children, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y la Cruz Roja de Rumania. Los enfoques de desviación positiva se aplicaron fundamentalmente en el marco de clubes de experiencias o grupos pequeños, donde niños y adolescentes se reúnen para relatar sus historias de superación, pero también para divertirse mediante juegos terapéuticos y espacios de expresión libre propuestos por ellos, por ejemplo, bailes, canciones, marionetas y disfraces.

 

– Voluntario del proyecto RUAH y niño
– Voluntario del proyecto RUAH y niño

En la desviación positiva se identifica a personas de la misma edad que hayan superado las etapas del duelo en forma positiva y cuenten con destrezas de comunicación y empatía para facilitar juntos sesiones psicopedagógicas, o de vivencias, en grupo. Se trata de actividades diversas que pueden incluir sesiones de dibujo sencillo para expresar emociones reprimidas o relatos de historias personales para superar el duelo. Se organizan “clubes de experiencias” por edad y tipo de muerte de la persona allegada. El proyecto tiene por objeto acelerar la recuperación de los niños mediante actividades en grupo como la principal herramienta terapéutica, con el fin de obtener resultados concretos y con énfasis en los aspectos psicopedagógicos más que en las cuestiones clínicas.

Repercusiones

En ocho meses, gracias al proyecto:

  • se redujo un 80% los niveles de ansiedad y depresión de 445 niños y adolescentes ecuatorianos y venezolanos;
  • se captó la atención del público en general y se trata de uno de los temas más visibles en las publicaciones de las secciones de la Cruz Roja en los medios sociales, quedando de manifiesto el interés del público en prestar ayuda a los niños y adolescentes vulnerables;
  • se impartió formación a cien voluntarios en la metodología de RUAH que prestaron asistencia en la ejecución del proyecto en cinco comunidades (sección de la Cruz Roja Filial Guayas, Sociedad de Lucha Contra el Cáncer del Ecuador [SOLCA], Hospital Francisco Icaza Bustamante, Fundación “Oasis en el desierto” de Guayaquil y Yaguachi).
– Voluntario del proyecto RUAH y niño

El futuro

Utilizamos los recursos obtenidos para establecer un centro de atención psicosocial destinada a niños que han perdido a seres queridos y a sus familiares. Asimismo, decidimos invertir en cursos de formación profesional del personal con el fin de consolidar nuestros servicios. Estas iniciativas nos ayudarán a prestar servicios de apoyo tanto en situaciones de duelo como en relación con situaciones de depresión y dificultades emocionales. Another idea we Además contemplamos impartir formación sobre asistencia ante situaciones de crisis relacionadas con niños y adolescentes para fortalecer las unidades de salud mental y apoyo psicosocial de la Cruz Roja, puesto que se trata de una necesidad actualmente desatendida.

0 comentarios

Deja un comentario